VIDEO: Argentina rescató el empate ante un poderoso Alemania

0
74

Hidalgo Sport. Marca.- Un duelo entre Alemania y Argentina significa un choque entre dos de las principales potencias del mundo del fútbol. Un choque que ya se produjo en tres finales de Copas del Mundo y uno de los enfrentamientos más calientes del planeta. En nueva edición de su clásico, Alemania y Argentina empataron (2-2) en un duelo de dos caras. Sin Messi, los de Scaloni dieron una penosa imagen en la primera mitad pero se recompusieron en el segundo tiempo, logrando un empate gracias a una diana de Ocampos, del Sevilla, en el 85′.El primer tiempo fue de gran superioridad alemana.

Argentina cometía muchos errores en salida de balón y no tenía un plan colectivo capaz de frenar las rápidas y agresivas transiciones del cuadro local. Cada recuperación de los de Löw terminaba con Gnabry, Brandt o Havertz ‘volando’ con peligro en dirección a Marchesín, todo bajo dirección de un Kimmich que lució el brazalete de capitán y dirigió el juego desde la posición de mediocentro.

Fue en una de esas transiciones que, en el 14′, Brandt se plantó sólo ante el meta del Oporto, que paró el disparo del jugador del Dortmund. Pero, dos minutos después, Gnabry dio correspondencia en el luminoso a la superioridad de Alemania. Centro de Klostermann y, tras ganarle la partida a Rojo y Otamendi, el del Bayern define para el 1-0. Fue el décimo gol de Gnabry con la ‘mannschaft’ en once duelos.

Además, el atacante lleva cuatro choques consecutivos marcando con la selección, algo que nadie hacía desde Özil, entre setiembre y octubre de 2012. Con seis dianas, es el ‘pichichi’ de Alemania en 2019.Seis minutos después, llegó el 2-0. Pérdida de balón de Rojo -que cuajó una actuación horrible y terminó sustituido al descanso- y nueva contra letal del cuadro de Löw. Tras conducción de Klostermann, el cuero terminó en los pies de Gnabry, que asistió con precisión Havertz para que el del Leversuken empujase para el gol. En su sexta internacionalidad, llegaba la primera diana para Kai.

Argentina parecía condenada y se salvó del tercero porque una falta de Halstenberg se topó con el larguero. De Paul, con un gran disparo, también acertó de lleno en el palo derecho de la meta de Ter Stegen, en la única ocasión de los visitantes en la primera mitad. Sin embargo, en el segundo tiempo, todo fue diferente.Scaloni quitó a Rojo y Correa, primero, y a Dybala, después, para poner a Acuña, Ocampos y Alario.

Y Argentina mejoró. El equipo visitante juntó líneas, pasó a defender mejor, a encadenar posesiones más largas y benefició del menor ritmo que imprimió Alemania. Y este cambio en el partido se tradujo en el 2-1: centro de Acuña y cabezazo de Alario. Dos suplentes le daban esperanza a Argentina.

Alario revolucionó el choque. Anotó el 2-1, estuvo cerca del 2-2 en un tiro que pasó muy cerca de la meta de Ter Stegen…y terminó por fabricar el empate. Conducción del punta del Leverkusen, que ganó espacio en la frontal y no fue egoísta, asistiendo a Ocampos. El sevillista, otro suplente, vio su disparo ser desviado por Can, batiendo a Ter Stegen para el empate final.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí