El deporte, elemental contra las enfermedades

0
51

normalHidalgo Sport.- Hacer ejercicio o practicar algún deporte de forma regular puede evitar que se desarrolle la diabetes, enfermedad que debido a factores genéticos y hábitos cada vez es más común en la población mexicana.
Iván Martínez Guerrero, médico adscrito a la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (CONADE), aclaró que, contrario a las creencias, un susto no provoca diabetes, sino que esta enfermedad crónico degenerativa depende de los factores hereditarios y estilos de vida.
“Una mala alimentación, la falta de actividad física, más el exceso de estrés, lo puede desencadenar. El ejercicio es la piedra angular para que la enfermedad no se desarrolle, o no se manifieste, incluso desde la infancia, si tenemos población escolar que realiza actividad física frecuente y logramos que este hábito se traslade como deporte, es un pilar muy importante para que no se desencadene la enfermedad”, comentó.
Para prevenirla, por ejemplo, se recomienda el ejercicio aeróbico como caminatas, trote, natación o bicicleta, aunque también se puede hacer ejercicio de fuerza.
“Para el caso de un paciente con la enfermedad ya diagnosticada, el ejercicio sigue siendo un apoyo terapéutico importante, existen tres pilares de tratamiento: el farmacológico, el tratamiento con un plan de alimentación regulado y el tercero, que engloba los estilos de vida saludable y dentro de éstos realizar actividad física”, explicó.
Incluso, agregó Martínez, la actividad física mejora el alcance de los medicamentos, pues potencializa su efecto.
En el caso de pacientes ya diagnosticados con el padecimiento, un especialista puede determinar qué cantidad y qué tipo de ejercicio puede realizar una persona diabética.
“Se tiene que estudiar cada caso de forma particular para dosificar el ejercicio de cada paciente, es complicado estandarizar una rutina de ejercicio en esos casos”, señaló, “no es lo mismo un paciente recién diagnosticado, a uno con 20 años de enfermedad que puede presentar problemas de riñones, del corazón o problemas circulatorios”.
El médico agregó que en el caso de las personas diabéticas el ejercicio aérobico y anaeróbico es posible sin excesos.
“Es recomendable la caminata, natación, bicicleta, trote y por otra parte, ejercicio de fuerza o pesas, que también les ayuda en muchos aspectos a mejorar su estatus de salud.
“En México hay mucha carga genética y debemos ser conscientes para prevenirlo, tener un estilo de vida saludable en cuanto a la alimentación y el ejercicio es una opción, no nada más para la diabetes, sino para muchas otras enfermedades”, subrayó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí