PSG recibe al Man City y el Wolfsburg al Madrid

Hidalgo Sport 1Hidalgo Sport. Agencias.- El París Saint-Germain y el Manchester City, dos clubes propietarios de jeques del Golfo Pérsico, miden sus sables en el Parque de los Príncipes en el primer capítulo de la batalla en la que ambos pretenden, por vez primera, alcanzar las semifinales de la Liga de Campeones.
Nutridos de los millones de sus propietarios, ambos clubes representan buen las señas de identidad de los nuevos ricos: una ambición desmesurada asentada en plantillas formadas a golpe de talonario y un palmarés europeo lejano del de los grandes del continente.
Una política que augura un choque de titanes, una constelación de estrellas como pocos carteles pueden presentar actualmente en Europa.
Como premio, una cuestión de orgullo, puesto que tanto los propietarios cataríes del PSG como los emiratíes del City tienen puesta en la máxima competición europea buena parte de sus esperanzas.
Para ambos serían las primeras semifinales de la Liga de Campeones, aunque los franceses ya han transitado en cuatro ocasiones por los cuartos de final, que por vez primera descubren los ingleses.
El PSG llega al duelo con todos los deberes hechos, su campeonato ya matemáticamente ganado y un nivel de juego que hace soñar a la capital de Francia con la posibilidad de dar el salto de calidad que les ha faltado en las dos últimas temporadas, cuando tropezaron en cuartos.
De hecho, los debates en el club francés giran en torno al futuro de su estrella Zlatan Ibrahimovic, cuyo contrato expira al final de temporada y que abre la reflexión sobre si el jugador, de 34 años, debe seguir siendo la piedra angular del proyecto parisiense.
Autor de 4 tantos en los últimos 4 partidos, el sueco llega en un óptimo momento de forma, dispuesto a acabar con la leyenda de que desaparece en las citas de prestigio.
El atacante estará rodeado del argentino Ángel di María, recuperado de los problemas físicos que arrastra desde el último duelo con su selección, y del brasileño Lucas Moura, toda vez que parece que el uruguayo Edison Cavani volverá a comenzar el duelo desde el banquillo.
La principal baja del entrenador francés, Laurent Blanc, reside en el centro del campo, donde el italiano Marco Verratti, lesionado, no podrá llevar la manija del equipo, labor que recaerá en el joven canterano Rabiot.
El resto del equipo es el de gala, con cuatro brasileños en la defensa (Marquinhos, Thiago Silva, David Luiz y Maxwell), además de Thiago Motta en el centro del campo y Lucas en la punta.
Más bajas presenta el conjunto de Manuel Pellegrini, que no podrá contar con algunos de sus baluartes, pero que llega a París con la firme intención de regresar a Inglaterra con la eliminatoria abierta.
El único conjunto de británico vivo en la Champions defiende el honor de la Premier League y sabedor de que los franceses tienen el cartel de favoritos.
El entrenador chileno tiene la baja segura de su capitán, el belga Vincent Kompany, además de las dudas hasta última hora de Joe Hart, Yaya Touré y Raheem Sterling.
Así, ante la ausencia de Kompany, todo apunta a que el francés Eliaquim Mangala, duramente criticado por su pobre rendimiento desde su fichaje por 42 millones de libras procedente del Oporto en agosto de 2014, se verá las caras con Ibrahimovic, en la que será una de las claves para que los ingleses salgan con vida de la capital francesa.
“Si se echa un vistazo a las estadísticas se ve que cada vez que juega Mangala acabamos ganando. Es cierto que ha cometido algún error puntal, pero es un gran futbolista. Tiene todas las condiciones para ser un central de calidad y estoy seguro de que irá mejorando temporada a temporada”, dijo Pellegrini al ser preguntando por el jugador galo.
La buena noticia para el estratega chileno es que podrá disponer de los centrocampistas Kevin De Bruyne y Samir Nasri, quienes el pasado sábado, en la goleada sobre el Bournemouth (0-4), volvieron a jugar un partido oficial después de varios meses de baja.
El belga De Bruyne, uno de los destacados en el triunfo del fin de semana, será titular de nuevo en el costado izquierdo, en una mediapunta en la que formará junto a los españoles Jesús Navas y David Silva.
El guardameta argentino Willy Caballero ocupará la portería ante la lesión de Hart, en el que será el partido más importante desde su llegada al club.
Alineaciones probables:
PSG: Trapp; Marquinhos, Thiago Silva, David Luiz, Maxwell; Rabiot, Thiago Motta, Matuidi; Di María, Ibrahimovid, Lucas.
Manchester City: Caballero; Sagna, Mangala, Otamendi, Clichy; Fernando, Fernandinho, Jesús Navas, Silva, De Bruyne; y Agüero.
Árbitro: Milorad Mazic (SRB)
Estadio: Parque de los Príncipes de París
WOLFSBURG ANTE EL REAL MADRID
El Real Madrid, lanzado anímicamente tras conquistar el Camp Nou y derrotar al Barcelona en el Clásico del fútbol español, retoma con más fe que nunca el sueño de conquistar su undécima Copa de Europa en la visita a un irregular Wolfsburgo, que pisa por primera vez en su historia unos cuartos de final de la competición más prestigiosa a nivel de clubes.
El Wolfsburgo llega al duelo en horas bajas, tras haber caído goleado por 3-0 ante el Bayer Leverkusen en un partido que representó el punto más bajo de una temporada decepcionante, en la que el equipo ha estado lejos de cumplir con la expectativas en las competiciones germanas.
Comenzó la temporada con la intención declarada de disputarle al Bayern Múnich el título de la Bundesliga y ahora solo un milagro podría salvar la clasificación a la Liga de Campeones e incluso la Liga Europa está en peligro.
Esas circunstancias no son favorables de cara a recibir al Real Madrid, aunque en competición europea los jugadores dirigidos por Dieter Hecking han mostrado su mejor cara y sueñan con una sorpresa que reivindique al equipo consigo mismo y con la afición.
Uno de los retos que tiene Hecking es recuperar la estabilidad defensiva, para lo cual espera contar con el regreso del central brasileño Naldo, tras cinco semanas de baja por una lesión en el hombro. Es un jugador clave, no sólo como líder de la defensa sino también en las situaciones con balón parado en las dos áreas. Lo prueban sus dos goles contra el Manchester United en el partido decisivo de la fase de grupos.
Saldrá el Wolfsburgo concentrado en defensa y buscando ocasiones de contragolpe, para lo que cuenta con la velocidad de André Schürrle y Julian Draxler.
Dejará el protagonismo al Real Madrid, como hizo el equipo de Zinedine Zidane en un Clásico que ha sido el golpe que necesitaba el técnico francés para relanzar las opciones de su plantilla al título más deseado. Con la Liga dada por perdida, aunque ahora con desventaja de siete puntos con el Barcelona, los encuentros de la competición doméstica debían servir para hacer crecer la autoestima. Seis victorias consecutivas lo consiguen.
Al primer encuentro de la historia entre Wolfsburgo y Real Madrid llega el equipo blanco con la intención de seguir dejando su sello en Alemania. Lo hizo ante el Bayern (0-4), en las semifinales del año de ‘la décima’, con uno de los mejores encuentros que se le recuerdan en Europa en la última década. La pasada temporada lo repitió contra el Schalke en octavos (0-2).
Su caminar hacia el objetivo de la undécima ha sido impoluto. Líder destacado de su grupo, superior al PSG en sus duelos de la fase de grupos, y triunfos ante el Roma en octavos para un total de 4-0 en la primera eliminatoria. Seguir esa senda es el objetivo de un Zidane que nunca perdió una eliminatoria de seis disputadas en terreno germano, tres como jugador y tres como ayudante de Ancelotti.
La papeleta para Zidane llega en el once de un nuevo partido importante. Con la única ausencia por lesión de Raphael Varane, en defensa se perfila la única novedad en la entrada en el lateral derecho de Danilo. No hubo ni un solo minuto en el Camp Nou para James Rodríguez ni para Isco Alarcón. Son dos nombres que hacen dudar al técnico francés. La BBC es intocable y se está ganando el mismo calificativo Casemiro, ocho victorias con él en el campo. Así que para que haya novedades Kroos o Modric tendrían que ser suplentes.
Keylor Navas no ha recibido ningún gol en los ocho partidos que ha disputado en la Liga de Campeones. Está a un paso del récord de Jens Lehmann, 853 minutos sin recibir ningún gol, e inscribir su nombre en un récord. Lo suele hacer Cristiano Ronaldo, que va camino de superar su mejor registro con trece goles en ocho partidos.
Alineaciones probables:
Wolfsburgo: Benaglio; Vierinha, Naldo, Dante, Ricardo Rodríguez; Guillavogui, Luiz Gustavo; Bruno Henrique, Arnold, Draxler; y Schürrle.
Real Madrid: Keylor Navas; Danilo, Pepe, Sergio Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos o James, Modric; Bale, Cristiano Ronaldo y Benzema.
Árbitro: Gianluca Rocchi (ITA).

Su opinión es importante.

Opina con tu cuenta de Facebook
Opina via Hidalgo Sport