Hermética concentración del Tri , rumbo a la Oro

junio 21, 2015 Publicado por  
Archivado bajo Deportes, Selección Mexicana

normalHidalgo Sport. ESPN.- Luego de un día de descanso, la Selección Mexicana volvió a concentrarse justo un día antes de viajar rumbo a Orlando para continuar con su preparación para la Copa Oro. El conjunto nacional ahora utilizó un hotel que está cerca del aeropuerto internacional de la Ciudad de México para reunirse, pasar la noche ahí y viajar este lunes temprano a Estados Unidos.
La plantilla llegó poco a poco entre las 18:00 y las 21:00 horas para tener la cena y luego ir a dormir. Uno de los últimos en arribar al hotel fue Miguel Herrera, quien a diferencia de gran parte de las ocasiones, llegó por una puerta alterna para evitar ser abordado por aficionados y medios de comunicación.
De igual manera lo hicieron algunos jugadores como Francisco Javier Rodríguez, Carlos Vela, Giovani y Jonathan dos Santos, además de Guillermo Ochoa. El objetivo de todos ellos fue evitar el contacto con la gente y pasar directo al hotel de concentración.
Quien sí tuvo un detalle especial fue Guillermo Ochoa. El arquero de la Selección Nacional recibió a un grupo de aproximadamente 20 jóvenes, que le llevaron un pastel y algunos obsequios para celebrar de manera prematura su trigésimo cumpleaños el próximo 13 de julio.
Memo las citó con anterioridad y recibió le felicitación de cada una de las jóvenes, que aprovecharon el tiempo para tomarse fotografías y pedir algunos autógrafos. El plan se realizó desde hace algunos días y muchas de ellas realizaron el viaje desde Guanajuato, Puebla o Jalisco con el afán de conocer en persona al portero del Tri, quien recibió con gusto sus regalos y agradeció el gesto que tuvieron con él y con su familia que lo acompañó hasta el hotel.
Tras Memo, los siguientes en llegar fueron los hermanos Dos Santos junto a Carlos Vela, quienes ingresaron velozmente al lobby del hotel sin dar alguna declaración. Su arribo fue 60 minutos antes de la hora límite acordada previamente.
Algo que destacó fue la llegada de Javier Hernández, quien sí ingresó por una de las entradas principales del aeropuerto, pero lo hizo con una gorra y una chamarra que lo cubrieron casi por completo. Además, estuvo acompañado por Andrés Guardado, a quien la gente sí identificó de manera inmediata, con lo que Chicharito pasó rápidamente a uno de los elevadores prácticamente sin ser abordado por la gente o medios de comunicación.
El conjunto nacional quedó concentrado y este lunes por la mañana comenzará su aventura por Estados Unidos, con el objetivo de traerse de vuelta la Copa Oro en las manos.

Su opinión es importante.

Opina con tu cuenta de Facebook
Opina via Hidalgo Sport